21 de noviembre de 2022

Gareth Bale salva a Gales de caer ante EU en su regreso al Mundial

Gales y Estados Unidos protagonizaron el primer empate del Mundial luego de que los ‘Dragones’ regresaran a la justa mundialista desde la Copa de Suecia 1958, por su parte, el combinado de las ‘Barras y las estrellas’ volvió a la máxima justa del futbol luego de su ausencia en Rusia 2018.

Estados Unidos fue amo y señor durante los primeros 45 minutos, donde sus aficionados desde los primeros instantes apoyaban a su selección con el grito de “U-S-A”. Pulisic demostró que sería el de la creatividad estadunidense y circulaba por toda la zona del ataque.

La primer llegada de peligro fue por parte de los de la CONCACAF de manera imprevista, ya que el defensor Rondon metió en problemas a su arquero luego de un mal despeje, para la fortuna de los europeos, Hennessey se encontraba bien ubicado.

Los dirigidos por Gregg Berhalter no cesaron y fue en el minuto 35 cuando Timothy Weah se estrenaba como goleador en un Mundial luego de ganar por velocidad a su marcador y estremecer las redes contrarias.

El gran ausente de protagonismo en la primera mitad fue Bale, quien vio la amarilla al 43’ por una falta en contra de Weston McKennie.

En el complemento, y con la desventaja en el marcador, Gales salió con una propuesta ofensiva, misma que puso en severos problemas a Estados Unidos, sobretodo por la banda defendida por Sergiño Dest.

Pese a que los europeos dominaban el encuentro, los norteamericanos se encontraron con una oportunidad de oro en una jugada aislada, misma en la que intervino Connor Roberts para evitar que el ‘Capitán América’ quedara frente al arco con altas posibilidades de aumentar la ventaja para su causa.

A 10 minutos del final, Gareth Bale buscó el contacto dentro del área rival, la zaga estadunidense mordió el anzuelo y Gales contó con la oportunidad que buscaron durante toda la parte complementaria.

El capitán de los ‘Dragones’ tomó el balón para cobrar el penal que le cometieron y no perdonaría pese a la buena estirada de Matt Turner. El astro galés ponía fin a una sequía de 64 sin gol por parte de Gales en un Mundial.

Estados Unidos enfrentará a Inglaterra el próximo viernes 25 de noviembre, mientras que Gales se medirá ante Irán buscando tres puntos que les den confianza de cara a la última fecha.

Por: Excélsior

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.